No des nada por terminado, las palabras tristes aun no han acabado.

sábado, 12 de julio de 2014

Bajo amenaza.

Me extingo como se extinguen los sueños sobre Peter Pan o la niebla helada de Enero en mi ciudad, por culpa del oxígeno.
Doy por perdida la posibilidad de poder contar el resto de la historia.